REVISTA JUDICIAL - La Oralidad En El Proceso Civil


La oralidad en el Proceso Civil - Jesael Antonio Giraldo Castaño.

Diecisiete años de Jurisprudencia - Humberto Antonio Sierra Porto

Una conversación con Stuart Mill sobre la situación de la mujer - Hernando Torres Corredor.

Improcedencia del Recurso de Apelación cuando no se impone medida de aseguramiento - José Daniel Rodríguez Herrera

La acción popular y el contrato estatal - Jorge Octavio Ramírez Ramírez

Primer sistema unifi cado de información judicial en América Latina, la tecnología, más cerca de la justicia, y la justicia, más cerca de la gente - Juan Carlos Yepes Alzate

Acerca de la renuncia de gananciales - Jaime Londoño Salazar.

La humanización, la prontitud y la justicia del proceso - John Freddy Saza Pineda.

La Dogmática del nuevo Derecho Disciplinario para abogados - Jairo Ernesto Escobar Sanz.

Aspectos fundamentales sobre el artículo 163 de la Constitución española: Cuestión de Inconstitucionalidad - Diego Roberto Montoya.

El tema de la condición de género - María Patricia Ariza Velasco.

Indexación de la Primera Mesada Pensional. Orientación Jurisprudencial y Doctrinaria actual - Jorge Luis Quiroz Alemán .

La Declaración - Germán Navas Navas.

Pequeñas Causas - Anotaciones a la Ley 1153 de 2007 - Carlos Alberto Moreno.

Ley de Pequeñas Causas, de medianos aciertos y de grandes contrariedades - Gilbert Stein Vergara Mosquera .

A propósito del fundamento - Miguel Ángel Andrade Paternina

REVISTA COMPLETA AQUÍ

ACOSO LABORAL


El presente documento contiene los resultados de la encuesta diseñada y aplicada en el año 2006 por la Procuraduría General de la Nación y el Departamento Administrativo para la Función Pública –DAFP– a las entidades del Estado, con el fin de obtener información sobre la implementación que han realizado dichas entidades de la Ley 1010 de 2006 o Ley de Acoso Laboral.
En efecto, por mandato legal se impone en el ámbito público la responsabilidad de atender un fenómeno ampliamente difundido en las sociedades modernas, donde infortunadamente rige la ley del más fuerte y donde el actuar oficial, en la llamada “cadena burocrática”, no se encuentra muchas veces acorde con los presupuestos éticos que consultan la dignidad y humanización que hoy se exigen en el sector público.

Así mismo, las tendencias presentes en el sector no por casualidad suscitan perplejidad cuando invitan a la adopción de adecuados parámetros de Buen Gobierno y gobernanza pública, soportados en la gestión basada en resultados y en un liderazgo basado en competencias. El impacto que dichas tendencias suscitan, en la práctica se reflejan en temas como la evaluación del desempeño, la selección de personal y el cumplimiento de objetivos estratégicos y, por ende, respecto de la Misión y Visión de las entidades con funciones específicas en el engranaje estatal.
La modernización de la administración pública y el principio de flexibilidad en la gestión de los recursos humanos, junto con la evaluación del desempeño y la implementación de modelos de calidad, son factores indispensables para atraer y retener el talento con miras a lograr los cambios que, en términos también de innovación del sector, desemboquen en una cultura y organización pública sana, en el que el bienestar organizacional sea una fuente creadora de valor público.

Así, con la expedición de la Ley 1010 del 23 en enero de 2006, se abrió un camino en la legislación colombiana orientado a prevenir, corregir y sancionar las conductas de acoso laboral en los lugares de trabajo, tanto en las empresas del sector privado como las entidades del sector público. Por ello se deberán implementar mecanismos de prevención de las conductas de acoso laboral y establecer un procedimiento interno, confidencial, conciliatorio y efectivo para superar aquellos comportamientos prepotentes que ocurran en el lugar de trabajo, para lo cual se estipuló un plazo de tres (3) meses siguientes a la promulgación de la ley.


En procura de una efectiva aplicación de la ley, que depende de variables tales como información, divulgación, accesibilidad, ubicación geográfica y nivel de descentralización, se consideró necesario analizar el comportamiento de las entidades públicas frente a la Ley 1010 y de esta manera identificar el estado de desarrollo, las limitaciones para su implementación y aplicación, así como divulgar las mejores prácticas y proponer estrategias para que el impacto de la Ley redunde en el bienestar de las organizaciones que integran la administración tanto en lo nacional como en lo local. Sin duda los esfuerzos que se efectúen en pro de mejorar permanentemente el ambiente laboral se verán reflejados en significativos beneficios en la competitividad organizacional.

En este sentido, con la cooperación interinstitucional entre la Procuraduría General de la Nación, como máximo órgano de control del Estado y en ejercicio de las funciones preventivas y de control de gestión que le competen, y el Departamento Administrativo de la Función Pública, como gestor de desarrollo y competitividad en la administración del recurso humano, se pretende promover desde un enfoque preventivo las acciones que, aplicadas al quehacer de lo público, permitan el desarrollo de organizaciones sanas y seguras que garanticen el bienestar y la convivencia en los lugares de trabajo y auspicien la práctica de las relaciones laborales enmarcadas dentro de los lineamientos de justicia, solidaridad, tolerancia y especialmente de respeto a la dignidad humana. No hay que olvidar que el mejor desempeño de los cargos por parte de los servidores públicos, que en un primer momento eran servidores del Estado y hoy son servidores de la comunidad y de la ciudadanía en general, es una labor exclusiva de la Nación, para la eficiencia e imparcialidad de la administración pública.

FERNANDO GRILLO RUBIANO EDGARDO MAYA VILLAZÓN
Director DAFP Procurador General de la Nación

Tensión Política en Colombia por Asesinato Del Gobernador de Caquetá

Fecha: 23 de diciembre del 2009
Reportero: Gerardo Yong
Fuente: Agencias

El asesinato del gobernador de Caquetá, Luis Francisco Cuéllar, ha sumido a Colombia en una nueva ola de tensión política. Su muerte está rodeada de dudas, ya que en un principio se había especulado que su cuerpo había sido tiroteado dentro de un vehículo incendiado. Poco después, el gobierno colombiano dio la versión de que fue degollado. “Lo asesinaron, lo degollaron, lo asesinaron miserablemente, no le dispararon, sino lo degollaron para evitar producir el ruido de los disparos por que ya intuían el operativo envolvente de las Fuerzas Armadas”, comentó Álvaro Uribe, presidente de Colombia. Tras el magnicidio, la Cruz Roja Internacional suspendió sus gestiones para liberar a dos rehenes que iban a ser entregados por la guerrilla. Además, el ambiente político ha comenzado a calentarse ante la posibilidad de que las elecciones programadas para marzo próximo puedan realizarse en medio de violencia. “Los perdono porque creo que al hacerlo, Dios dará un lugar en el cielo a mi esposo”, dijo Imelda Galindo, esposa del gobernador de Caquetá. Familiares de los rehenes en poder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) pidieron a Uribe que revierta su decisión de efectuar el rescate por la vía militar, ya que complicaría aún más la situación de los secuestrados; algunos de los cuales tienen más de 12 años de cautiverio. Incluso el diario colombiano El Tiempo pidió al mandatario que busque una alternativa a fin de evitar el regreso a la pesadilla. Por su parte, la familia Cuéllar denunció que el político no contaba con protección policial suficiente, pese a que había sido víctima de varios secuestros. “Muy duro se me hace que esto va a hacer que se venga peor el enemigo. Esta situación es... se nos fue un hombre bueno, correcto, el mejor padre del mundo y amigo”, manifestó Luis Fernando Cuéllar, hijo del gobernador de Caquetá. El caso de Cuéllar conmocionó a la población colombiana por la importancia del cargo que ostentaba. Ha sido comparado con el secuestro de Guillermo Gaviria, gobernador del departamento de Antioquia, quien en abril de 2002 fue hecho rehén junto con su asesor Gilberto Echeverri.

Muerte Del Gobernador de Caqueta Luis Francisco Cuellar.

Algunos centros de noticias lo titulan como: "Repudio global por muerte de gobernador", "El secuestro volvió a hacer llorar a Colombia" o finalmente como lo revela el presidente colombiano Alvaro Uribe: Cuéllar fue degollado y "miserablemente" asesinado por sus secuestradores que, según él, pertenecen al "grupo narcoterrorista de las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia".

Esta es otra puesta en escena de un grupo armado que no tiene objetivo diferente al de aterrorizar y ante todo querer llamar la atención, con qué fin, para qué, a quién le conviene?

Pues bien ningún grupo armado en Colombia, ni los "legales" ni los ilegales tienen escrúpulos, ni pudor por el respeto a quienes dicen defender, la izquierda colombiana protege a los más desfavorecidos dinamitando sus escuelas y hogares y las fuerzas armadas regulares apuntan con su mano derecha una bandera tricolor de democracia, libertad y honor haciendo redadas en barrios marginados de pobreza, los conducen miles de kilómetros hacia montañosas áreas los disfrazan de guerrilleros y como si se tratara de una casería de patos los dejan correr unos cuantos metros y finalmente reciben sus disparos en la espalda y descansan en paz en el país de la guerra.

Ahora lamentamos profundamente la muerte del gobernador de Caquetá pero con seguridad en los años venideros algunos familiares lo recordarán, llorarán y elevarán un par de plegarias al cielo aún preguntándose ¿cómo Jesús permitiste que se fuera en una navidad del 2009? Y no habrá ningún respaldo del Gobierno por medio de un acto oficial que recuerde a su víctima tal como sucedió con el Ex - gobernador de Antioquia (leer noticia) o como ha sucedido con unos cuantos milloncitos más de colombianos de alguna forma afectados por la violencia.

Sin más me despido deseando a la familia del Gobernador que la paz que solo Dios nos regala los acompañe en esta triste navidad y que ante todo no se tiñan de la misma rabia que como víctimas a veces nos caracterizan; se que es difícil superar el trauma de la muerte y de 5 anteriores secuestros pero los culpables no son los guerrilleros quienes obligados por el hambre de un país desnutrido decidieron alistarse a la rebeldía sin conocer si quiera el significado de la utopía, la culpa tampoco es de la Seguridad Democrática maquinada por un corazón que jamás perdonó la muerte de su padre a manos de los mismos rebeldes que hoy cegaron la felicidad de su hogar, la culpa tampoco es de ustedes como familiares quienes seguramente pensarán porque no hicimos esto o aquello, la culpa recae sobre toda la sociedad colombiana que algún día se dejó dominar por el rencor y sus mentes nunca perdonaron, ni se dijeron la verdad, ni se sentaron a dialogar y mucho menos cumplimos los pactos, hoy ustedes son víctimas y la diferencia entre si en el futuro también se puedan o no convertir en culpables de algún mal evento que ocurra será en como adopten esta situación, pues bien pueden optar por dos caminos: el de armarse de dolor y combatir a sus enemigos con violencia “seguridad democrática” o el de armarse de valor y combatir a esos enemigos escuchando y apoyando a quienes como ustedes hoy y desde hace más de 50 años somos víctimas. No Violencia Activa Ya.

Bienvenidos y Bienvenidas

Ésta mañana he decidido no olvidar de donde vengo o cuales son mis raíces, no empezaré vida llena tal vez de mejor bienestar o con unos dólares más en mi bolsillo como puede suceder en un país con tantas oportunidades como Canadá y dejar atrás historias, recuerdos y esperanzas de personas y familias olvidadas por la grotesca historia política de un hermoso país.

Es la mañana del 22 de Diciembre del 2009, hace 7 meses ya que nos encontramos (mi madre, mi hermano y mi esposa) en Canadá con el Programa de Refugio, gracias a la ayuda privada de la Iglesia Menonita la que al igual que a nosotros ha ayudado en su historia a millones de personas alrededor del mundo. Poco a poco iré comentando en éste Blog importante contenido acerca de cómo es concebido el mensaje de Dios por esta comunidad.

Recuerdo que cuando creé este espacio tenía la intención de dar a conocer algunos documentos y libros jurídicos de Colombia y en general un espacio investigación a personas que estudian o trabajan en el ramo Jurídico o Social.

Sin embargo y por el pasar de diferentes dificultades que se atañen al conflicto y las problemáticas colombianas en especial la nuestra como personas perseguidas en Colombia (situación que vivimos durante tres interminables años), se fue cerrando mi oportunidad e seguir escribiendo en Juridicol y hoy que Dios me ha dado la libertad he decidido seguir adelante con este proyecto, para que historias como la mía se puedan contar desde lo jurídico, lo social y lo teológico.

Como lo mencione al principio estamos en época decembrina, y ya tenemos algo más de un meses con nieve aquí en el norteamericano país de Canadá, pero ésta mañana ocurrió algo especial; pues prendí mi computador y busque en www.youtube.com uno de esos vallenatos bien cantados por Rafael Orozco, al tiempo miraba por la ventana un carro limpia nieve “snow plowing” que pasaba limpiando la calle frente a la casa donde vivo y una gran contrariedad o contradicción (no recuerdo bien los silogismos de Aristóteles que estudie en mi bachillerato) ocurrió en mi; el caso es que mi mente y mi corazón se envolvieron en una nube de sentimientos encontrados, de pensar como Canadá tiene tantas riquezas sin tener tantas oportunidades y por el contrario cómo Colombia esta tan llena de pobreza, tristeza y desesperanza, teniendo a su vez en sus tierras y en la sangre de su pueblo las mayores joyas que potencias mundiales como EE.UU., Canadá o Suiza desearían albergar.

Pues bien dando esta corta bienvenida a los lectores y las lectoras que se habían vuelto seguidoras y seguidores de éste humilde blog, les animo a que sigan leyendo unas cortas líneas diarias para que entre todos no olvidemos quienes somos los colombianos y que papel podríamos jugar como estudiantes de derecho, sociología, ciencias políticas o económicas, como curas o pastores, como padres e hijos, como ciudadanos o protestantes (ya que parece ser que quienes protestan se han convertido en terroristas o criminales), como izquierdistas, derechistas o centro políticos.

¿Justicia Transicional Sin Transición? - Reflexiones Sobre Verdad, Justicia y Reparación en Colombia

Titulo: ¿Justicia Transicional Sin Transición? - Reflexiones Sobre Verdad, Justicia y Reparación en Colombia
Categoria: Libro
Páginas: 179


Verdad, reparación y justicia para Colombia: algunas reflexiones y recomendaciones

"La lucha del hombre contra el poder es la lucha de la memoria contra el olvido". Milán Kundera. El libro de la risa y el olvido. Barcelona, Siex Barral, 1982, p 16.